domingo, 9 de noviembre de 2008

Las putas y yo

También la pobre puta sueña.
La más infame y sucia
y rota y necia y torpe,
hinchada, renga y sorda puta,sueña.
Eduardo Lizalde

Me gustan las putas. Y no pretendo, ni lo mande dios, querer canonizarlas como diría el abue Sabines, porque eso de convertirlas en santitos me parece que es demasiado idealizar, volver intangibles a las muchuchas, y eso es casi casi una contradicción, un sinsentido paliducho e indeseable.

Me gustan las putas porque he estado con ellas y la apertura de sus piernas siempre guarda un secreto que me hace sentir un verdadero polluelo en la vida. Con ellas nunca salgo bien librado; he terminado sin cartera y sin calzones, o malcogido y vituperado, o desfalcado más que agradecido, o decepcionado y más ganoso.

Pero me gustan. Su descaro, su maña, el colmillo que arrastran a las par de los tacones, el maquillaje excesivo, el dulzón aroma de sus perfumes que me recuerda al tepache; las sexysonrisas que a menudo evidencian huecos entre los dientes, su eterna prisa para que te vengas, los gemidos actuados y no por ello menos excitantes; me gusta que te cobren antes de bajarte el pantalón, los condones del Seguro que te ponen las putas baratas y los condones Benetton que usan las putas nais.

Nunca he pretendido gastar mi dinero para contar mis problemas a una puta. Por supuesto, he compartido charlas y tragos con algunas, pero a menudo les miento cuando platico, al igual que ellas lo hacen, y todo está bien porque negociar únicamente el cuerpo signifca despojarlo del otro andamiaje, del yelmo de la vida que nos tocó vivir y con el que nos toca dormir y despertar.

Una vez una puta Húngara me dijo que podía hacerle lo que quisiera, menos tocarle las tetas. Por qué, pregunté. Porque no te lo puedo dar todo, respondió. Así de barbas.

17 comentarios:

dèbora hadaza dijo...

"y todo está bien porque negociar únicamente el cuerpo signifca despojarlo del otro andamiaje, del yelmo de la vida que nos tocó vivir y con el que nos toca dormir y despertar."

orale la filosofía en todo chaz!!
me gusta leerte, y eso de la puta hungara fue genial "no te lo puedo dar todo" esa si es una hembra caray

abrazox

izaya dijo...

Me gustó tu blog. Entre todas mis aventuras cibernétitcas jamás había leído un instructivo para forjar un porro, qué divertido. Un saludo.

La Diega dijo...

Me acordé de Ana, la puta del film "El lado oscuro del corazón" Chingona ella. Las demás y reales, sabe.


Ash, me caga eso de la verificación de palabra ¿Cómo para qué huh? Lo odio ja, ja.

Cazador de Tatuajes dijo...

El otro día alguien me dijo que todos los writers somos putas y por eso nos entendemos con las Aves de Paso.

Berenoise dijo...

Ser puta...algún día quiero serlo!

Tabita dijo...

"y todo está bien porque negociar únicamente el cuerpo signifca despojarlo del otro andamiaje"

Y el escritor que publica, y negocia sus letras, despojándolas del "otro" andamiaje (sus ideas), ¿es entonces una puta de la literatura?

A mí no me gustan las putas.

.. Âtipicä Mäddië.. dijo...

placeres y ya

Isteri dijo...

ohhhh sí, cómo olvidar a Ana, LA mítica puta latina.... no se si haya escritores que puedan despojar el andamiaje de las letras y el de las ideas...

Citlaliniux dijo...

Una vez un amigo me contó de una muchacha en tlalpan y eje 5. Le apodaron sonrisas porque siempre estaba muy guapa y sonreía.

me gusta leerlo, muchacho barbón.

besos.

fonema dijo...

la puta húngara tiene razón. uno no tiene por qué darlo todo, ni siquiera cuando te pagan por ello.

Ricardo Arce dijo...

Yo nunca he pagado por sexo... y tampoco me han pagado por tales aberraciones.

Pero una vez me acerqué a una y con la voz temblorosa le pregunté el precio, ella no me escuchó bien y en lugar de su tarifa me dió la dirección de tu casa.

Saludos y suerte mañana.

[ya veremos dijo un ciego] [eso con respecto a la reva]

La Sibila de las sílabas sibilantes dijo...

Sí, todo está bien porque también necesitamos quitarnos el yelmo con el que nos tocó vivir, dormir, despertar.

Todo està bien porque el pacto es con el cuerpo; no con las palabras.

Y el cuerpo tiene sus propios lenguajes.

Y hay cuerpos que se disfrutan, también, porque engañan.

Besos!

Óscar Campos Benítez dijo...

Muy chingón, así de barbas...
un placer leerte

One güey dijo...

A lo mejor eran tetas falsas.

Lear dijo...

¿Has notado como la presencia del burdel y de sus míticas habitantes es un tópico acá de muchos hispanoamericanos del XX? De Gamboa a Onetti, las putas y las historia de la literatura se hermanan.

Citlaliniux dijo...

auch su tatuaje.

haber dígame más del cova, solo se que es los jueves.

unas cartitas de por medio? ya vi que padecemos diarrea verbal.

citlalinushka@gmail.com

besos tatuados. (eso me recordó una canción de... joan sebastian? esa que dice: tatuajes de tus beesos lleeeeevo por todooo mi cueeerpo y que uno canta con mucho sentimiento cuando trae cabeza de alcohol)

Aire dijo...

Vaya, que lo único que hasta el momento he notado en común en todas las putas, son esos colmillazos... y 'pq no puedo darte todo' ah vaya así de tajo entienden mejor. ;-) Saludos comandante