lunes, 5 de octubre de 2009

Foto síntesis

Es sorprendente cuán importante es la luz para nuestros ciclos vitales. Ya se que digo una obviedad, y que son cosas que se aprenden desde que usamos lonchera y cantamos honores a la bandera. Pero no dejan de sorprenderme ciertas cosas, como por ejemplo, el cambio de humor que genera en mi, la salida del sol, la luminosidad.

En general, soy una persona que prefiere el frío, los días frescos otoñales muy próximos al invierno. Pero tengo que reconocer que el sol me provoca júbilo, un ansia inexplicable por la fertilidad (que no necesariamente el apareo), que me orilla a hacer las cosas que concibo durante las tinieblas.

No en vano, pienso, algunos países nórdicos que reciben menos luz solar tienen un mayor índice de población con síntomas depresivos. Hace poco inicié mi cultivo interior de chiles en nogada y es increíble la cantidad de luz que necesitan: lamparota super extra potente acompañada de música de M.

Tengo una amiga que jura y perjura que a raíz de su visita a una cama de bronceado le aumentaron las ganas de tener un hijo. Yo por mi parte, he puesto una luz roja de congal en la sala de miminidepartamentito, con ello espero obtener alguna metamorfosis corporal de baja escala (porque la potencia es pequeña), tal vez me crezcan las pestañas o me salgan pistilos en las piernas. En fin.

9 comentarios:

Pau F dijo...

completamente de acuerdo, hace un año me vine a vivir al norte de estados unidos, y en diciembre que anochece a las 4 de la tarde me deprimí como jamas en mi vida, y sin razones aparentes!!! el sol es vida!!!

Cynthia Ramírez dijo...

"Mi cultivo interior de chiles en nogada" se oye extraño. ¿¿Desarrollas el chile en nogada que, dicen, todos llevamos dentro??

Ricardo Arce dijo...

Los chiles en nogada son buenísimos cuando cae la tarde. Se mocha cuando sea temporada. (chale, creo que me alburie)

Profana dijo...

No, pos los chiles en nogada que coseche junto con la luz roja ha de ser la onda, tssssssssss, la ooonnnnddaaaaaa....

chOcolAte sEnXuAl dijo...

jajajajaja la luz roja me mato de la risa

no manches aunqeu adoro el frio

me shoka que como los dias son mas cortos

me dan menos ganas de hacer mas cosas

de por si soy bein floja

Absolut Valium... dijo...

Ohhh cultivo de chiles en nogada... ñam!
Paseme el secreto, don
Supongo que la luz si afecta.... a mi me gusta la luz amarilla o naranja, me pone de buenas y hasta hago más chismes... no azul; la azul me altera y me pone de mal humor (aparte las fotos no me gustan tanto con luz azul, y la luz verde... fuchi!)
Saludos

Absolut Valium... dijo...

chismes --> chistes, bah, igual las dos se me dan, jaja

Sibila_S dijo...

Por una parte, los chiles en nogada rifan, y muuuuuuuy cañon.

Por otra parte, mejor tenga cuidado y cuide a Matu (todavía se llama Matu?)porque en una de esas se lo encuentra en Sullivan con vestito y todo...

Beso

Sibila_S dijo...

*cañón.